Consejos para ahorrar espacio en tu casa u oficina

En la actualidad es muy común encontrarse con el problema de falta de espacio en los lugares donde llevamos a cabo nuestra vida diaria o nuestro trabajo. Numerosos objetos y muebles habitan en las estancias y apenas queda suficiente sitio para moverse o colocar las cosas nuevas que vamos adquiriendo. Pese a esto, existen algunos consejos para combatir la falta de espacio en tu casa u oficina.

Por suerte, es común que los diseñadores de muebles modernos realicen piezas multiusos. Objetos decorativos en los que poder colocar libros en escaleras o estanterías que esconden muebles para la cocina o el comedor, con el fin de ayudar con ese problema de falta de espacio.

Para los que continúan con el mobiliario más tradicional es muy importante darle prioridad a aquellos que puedan almacenar cosas en su interior. Por ejemplo, si tienes una mesita o un reposapiés con capacidad interna podrás introducirles utensilios o libros. Sobre estos últimos, colocar la librería junto a otros muebles sirve para liberar espacio en la estancia y para conseguir una multifunción, especialmente si su altura es pequeña, pues podría servir como mueble decorativo o como una mesita en la que colocar una lámpara, fotografías u objetos personales de uso diario.

Las paredes son unas estupendas aliadas para solucionar la falta de espacio. Estanterías amplias donde colocar elementos personales o del trabajo así como la utilización de ganchos y tiras adhesivas imantadas para poner ropa u objetos metálicos. El hecho de estar colgadas hace que los tengas siempre a mano y lo mejor de todo, muy ordenados sin provocar un caos y desorganización.

Si se quiere poner en orden un dormitorio, es común el hueco que existe debajo de la cama con cajones de almacenamiento de ropa o calzado. Además puedes colocar la cama en lo alto de la habitación para utilizar el fondo como escritorio o espacio de trabajo. Cualquier idea que maximice el espacio es positiva.

Al final puede que no encuentres más huecos donde reubicar tus cosas, por eso puede que tengas que plantearte la opción de alquilar un trastero o guardamuebles. En ellos tendrás la alternativa necesaria para desplazar todo aquel mobiliario y parte de objetos que no sueles utilizar con regularidad y ocupan todo el lugar.